Cartas de Despedida a un Amor

Una carta de despedida a un amor es una forma de cerrar un ciclo que, por una razón u otra, no terminó siendo como te lo habías planteado en un inicio.

Esto es más común de lo que muchos creen, solo que el enamoramiento inicial es tan poderoso, que algunos descartan desde el principio esta posibilidad.

Si estás en una situación similar, te comprendemos porque sabemos que en días así, las palabras no salen con la facilidad que quisiéramos.

Por eso, hemos creado modelos de carta de despedida de amor que te inspirarán a hacer el tuyo propio o que podrás adaptar a tu caso.

Ejemplos de cartas de despedida de amor

Descarga gratis los ejemplos de cartas de despedida de amor y personalízalos en Word fácilmente para dedicar a quien quieras.

Carta de despedida de amor para llorar

[Lugar y fecha]

[Nombre del destinatario]

Te confieso que tenía miedo de escribir esta carta porque temía cómo me pudiera sentir escribiéndola, pero era necesario hacerlo, así que en este momento tengo puesta la canción que me dedicaste para pensar por última que te hablo mientras la escucho.

Nuestra historia no fue común, pero ¿qué historia de amor lo es?

Contra todo pronóstico, decidimos estar juntos. Nadie apostaba por nuestra relación. En respuesta a eso, fuimos fuertes y luchamos. Ahora mismo, puedo decir que lo logramos.

Sin embargo, lo difícil no solo era estar juntos, sino mantenernos así. Eso sí que no lo logramos y hoy se me desgarra el alma con solo pensarlo. La verdad es que quiero parar de llorar, pero no puedo. Quiero salir corriendo a abrazarte y besarte, pero no puedo.

En este momento, hay un ‘no puedo’ enorme que me bloquea la puerta de casa y que me impide salir corriendo a sentir cerca de mí el olor de tu perfume.

Sé que es duro de decir, pero, aunque no lo creas, es mejor así, porque seguir dañándonos como lo estábamos haciendo no es sano ni justo para dos personas que se han amado tal como tú y yo lo hemos hecho.

En este día, me despido de ti y de tu sonrisa cálida porque sé que es lo mejor para ambos. Gracias por tanto.

Con amor,

[Tu nombre]

Carta de despedida de amor para un hombre

[Lugar y fecha]

[Nombre del destinatario]

Desde que te conocí supe que serías alguien especial en mi vida. Fue tu forma de tratarme, tu lado amable y tu eterna manía de hacerme reír, lo que me enamoró de ti.

Pocas veces me había sentido con alguien como me sentí contigo. Entonces me animé y entendí que el amor de pareja si era posible, que tener un cómplice de aventuras no era un imposible.

¿Sabes qué? Fui enormemente feliz a tu lado. Tanto que ahora mismo me cuesta despedirme de ti, porque sé que ya no viviremos más momentos juntos.

Suena triste, pero no tanto como saber que estamos juntos y que ya no habrá cielo que alcanzar porque parece que ya lo hemos hecho. Nuestro cielo, al parecer, no era infinito.

Te amo y te deseo lo mejor porque, a pesar de lo que sucedió, tú y yo conocemos de tu calidad humana. Sé que eres un gran hombre y eso es algo que no me cansaré jamás de reconocer.

Yo, por mi parte, estaré feliz de haber sido parte de tu vida y de que tú hayas sido parte de la mía. Dicen que las almas están destinadas a encontrarse, si pienso en nuestro caso, me convenzo de que así fue.

Con amor,

[Tu nombre]

Carta de despedida de amor no correspondido a un hombre

[Lugar y fecha]

[Nombre del destinatario]

Querer, no siempre es poder. Hay personas que quieren muchas cosas y, sin embargo, no siempre las logran. Algo similar es lo que me ocurrió contigo.

Te confieso que hubo momentos en los que dudé acerca de la posibilidad de estar juntos, pero me cegaba pensando que algún día podrías enamorarte de mí. Pensaba que si te amaba ciegamente, iba a convencerte de que yo era la persona que te haría feliz.

Me equivoqué tremendamente, porque hay ocasiones en las que el amor no se construye, sino que se siente. Y ahora es que me doy cuenta de que tú nunca lo sentiste por mí, pero peor aún, que nunca lo sentirás.

Me siento frustrada y triste porque guardaba la ilusión de poder estrechar tu mano entre la mía y de perdernos en el fuego intenso del atardecer, pero eso, no sucederá, ni siquiera porque yo me esfuerce y busque darle una explicación optimista a esto que me pasa contigo.

Vivir así me consume. Seguir así me maltrata. Así que prefiero decirte adiós y experimentar el dolor de la desesperanza punzante. Ya me di cuenta que no vale la pena intentarlo ni insistir.

Gracias por aparecer en mi vida y por recordarme lo bonito de sentir la ilusión de estar enamorada.

Sinceramente,

[Tu nombre]

Cartas de despedida de amor no correspondido a una mujer

[Lugar y fecha]

[Nombre del destinatario]

Hay corazones que se endurecen tanto, que es fácil confundirlos con piedras. Antes de verte venir, eso fue lo que pensaba acerca del mío.

Conocerte fue suficiente para recordar mi humanidad, porque muy a pesar del miedo de ser humano y de enamorarme, ver tu sonrisa fue como sentir un chispazo de arranque involuntario, fue como pasar de caminar a correr sin cansarme, todo sin haber entrenado.

Me emociono al pensar que después de 5 minutos ya eras alguien especial en mi vida y que, por más que le buscaba explicación, no se la conseguía ni se la he conseguido aún.

Entonces supe que estaba enamorado y que me moría de ganas por darte las ‘buenas noches’ cada día y que esperaba ansioso que llegara el momento en que te robara un beso.

Pero también me di cuenta de que, a pesar de estar a unos centímetros de distancia, entre tú y yo había varios kilómetros. Visto de este modo, la distancia no es solo algo físico. Y eso pude comprobarlo contigo porque, eso que sentía era perfecto para mí, pero no para ti.

¿Sabes? Me di cuenta de que esto no es en realidad lo que parece y de que no tiene sentido esperar algo de ti, por mucho que te quiera y que sueñe con estar contigo.

Eres una persona excepcional, pero renuncio a cualquier expectativa contigo y me despido de ti entendiendo que fuimos, tan solo, una bonita coincidencia.

Atentamente,

[Tu nombre]

carta de despedida a un amor

Ideas originales para entregar tu carta

Entregar una carta de despedida de amor no es algo sencillo, pues el contexto de una ruptura o de una decisión como esa suele suceder en una emocionalidad compleja en donde la tristeza y la rabia con comunes.

Por ello, te compartimos formas de entregarlas que te pueden ser útiles en casos como el tuyo:

Con objetos que hayan sido parte de la relación

Durante una relación de pareja, cada uno se hace regalos de diversa índole. Una buena forma de despedirse y de comenzar a superar el momento, es entregar la carta en un objeto que sea común a ambos.

El clásico sobre entregado por alguien más

En momentos de despedidas, lo menos que muchos quieren es volver a ver a esa persona especial porque es probable que sienta rabia o que lo considere poco sano, entendiendo que atraviesa una fase inevitable de duelo.

En casos así, es preferible que le pidas a otra persona que entregue la carta por ti y que le deje claro que no quieres verle en este momento.

Vía correo electrónico

El correo electrónico es muy útil en casos como estos porque te evita contactar a intermediarios o ver a la persona de quien te despides.

No obstante, ten la precaución de bloquearle después porque el ciclo de despedida se puede hacer eterno si comienzan a responderse a cada correo.

3 tips para superar la despedida de un amor imposible

Las rupturas duelen, así haya quien lo niegue.

Nos hacemos tantas ilusiones con alguien para, de repente, darnos cuenta de que se trata de un amor imposible. Por tanto, es normal sentirse afectado.

Estos son algunos tips que te ayudarán a superar lo que en psicología se conoce como la ‘Etapa de duelo’.

1. Haz ejercicio físico

Hacer ejercicio físico libera las llamadas ‘hormonas de la felicidad’: endorfina, serotonina, dopamina y oxitocina.

Así que en vez de solo quedarte a esperar que dejes de sentirte como te estás sintiendo, actívate y disfruta de caminatas al aire libre, sal a trotar o aprovecha para inscribirte en esa clase de baile que siempre habías querido.

2. Habla con un especialista

Muchas personas alargan su sufrimiento después de un amor imposible porque lo hablan con sus amigos y estos no paran de darles consejos acerca de qué debería hacer. Tamaño error.

Tus amigos te quieren. Sí, pero no tienen las competencias necesarias para ayudarte en ese momento. Es verdad que te pueden escuchar, pero difícilmente el asunto pare ahí y no terminen por darte consejos que frecuentemente terminan por hacerte sentir peor.

3. Haz una carta de despedida

Nuestro cerebro necesita asumir que ese amor ya es un imposible. Escribir es una buena forma de terapia.

Escribe, aun cuando no vayas a enviarle la carta a esa persona. Eso te ayudará a asumir que cierras un ciclo y que la vida continúa, por duro que te parezca en un inicio.

5 - 5